7 oct. 2013

La carta del mes: Mind control


Esta vez le llega el turno a una de esas cartas que, en cuanto son difundidas en un avance de su correspondiente expansión, producen una inevitable sensación de pánico. Jugadores veteranos y noveles se echan las manos a la cabeza y exclaman a los cuatro vientos que se trata de una carta broken, que va a desestabilizar el juego y que a la larga será vista como un perfecto ejemplo de error de diseño. Estamos hablando de Mind control.



Como viene siendo habitual en esta sección, empezaremos por lo más básico:

Mind control
-Hechizo rápido.
-Tipo: Encantamiento.
-Escuela: Mental (sólo magos mentales).
-Coste de inclusión en el libro: 6.
-Rango 0-2.
-Objetivo: cualquier criatura distinta del mago.
-Coste de maná: 2 para jugarlo boca abajo y 2X para revelarlo, donde X es el nivel de la criatura objetivo.
-Subtipos: Psychic, Control.
-Rasgos: Mantenimiento +X, donde X es el nivel de la criatura objetivo.
-Efecto: Ganas el control de la criatura objetivo. Mind control sólo se puede revelar entre fases de acción siempre que su controlador se encuentre a una distancia máxima de una zona. Cuando se revela o se destruye Mind control se debe colocar un contador Stun sobre la criatura encantada.


Mind control nos proporciona el control de la criatura encantada. Éste es un efecto tremendamente poderoso porque no sólo el rival pierde uno de sus activos (de hecho, el mejor, porque puestos a controlar la mente de algún monstruo, nos centraremos en el más grandote) sino que además nosotros ganamos a esa criatura para nuestra causa. Debe ser una experiencia muy gratificante jugarle un Mind control a Adramelech y utilizarlo para atacar a su antiguo amo. Además, cualquier encantamiento que se haya jugado sobre la criatura (y que siga siendo válido una vez se haya transferido el control de la misma) seguirá potenciándola para ayudarnos a abatir a sus antiguos aliados. Si hay algo más demoledor que controlar la mente de Adramelech es hacerlo cuando tiene encima un Bear strength y un Vampirism.

Mind control debe de tener algún tipo de truco, porque lleva en el entorno desde hace un tiempo y ni el universo se ha colapsado ni han aparecido noticias de jugadores de Mage Wars asesinados tras una partida en la que usaron esta carta. En realidad, el truco no es tal: como Mind control es un encantamiento, sólo es necesario un simple Dispel para que nuestro rival lo destruya y recupere el control de su criatura. Además, como esta carta tiene coste de mantenimiento, nosotros acabaremos pagando más maná que nuestro contrincante. Entonces, ¿realmente es útil esta carta?

Si bien Mind control no es tan poderoso como su primera línea de texto sugiere, tiene sus utilidades. En primer lugar, revelar Mind control va a forzar un Dispel del contrario, porque, de no hacerlo, el cambio de control de la criatura seguramente será el motivo de su derrota. Por tanto, estamos dictando la forma en que tiene que jugar nuestro adversario negándole la libre elección de sus hechizos y vaciando su reserva de maná (recordemos que la mayor parte de los magos tienen menor canalización que la Forcemaster). Además, si jugamos un mago mental, nuestro rival no puede gastar alegremente sus Dispel por miedo a que un Mind control le desbarate la partida, por lo que la mayor parte de nuestros encantamientos (incluso aquéllos tan interesantes como Charm o Forcefield) tendrán más posibilidades de permanecer en la mesa. Y este efecto disuasorio existe aunque no llevemos en nuestro libro ni una sola copia de Mind control, mientras nuestro rival no lo sepa.

También podemos aprovechar el contador Stun que coloca Mind control sobre la criatura objetivo al ser revelado o destruido como una forma de ganar tempo. En la mayoría de las ocasiones, este encantamiento nos permitirá tener a la criatura enemiga más poderosa anulada durante dos rondas consecutivas ya que recibirá un contador Stun al revelar Mind control y, en el siguiente turno, recibirá otro cuando nuestro rival utilice su Dispel para destruirlo. Existen dos excepciones a esto:

-Si nuestro rival tiene listo un Dispel en el turno en que revelamos Mind control y le damos la oportunidad de utilzarlo antes de que nosotros usemos a su criatura (que no hará nada, pero tenemos que gastar su acción) recuperará su monstruo con dos contadores Stun y se los podrá quitar de golpe empleando una sola acción. Por tanto, para prevenir esto, debemos revelar Mind control justo antes de que nos toque a nosotros actuar y gastar inmediatamente la acción de la criatura.

-Si nuestro rival juega una Priestess, puede utilizar su habilidad para quitar el contador Stun de la criatura cuando juegue su Dispel, por lo que Mind control sólo servirá para evitar al objetivo durante un sólo turn.

Una buena forma de evitar un control mental es colocar boca abajo un Nullify en la criatura más jugosa. Por tanto, si nuestro rival tiene un encantamiento sin revelar debemos proceder con cuidado, ya que no querremos perder un Mind control por este motivo. Aunque el coste de colocar nuestro encantamiento es menor que el de jugar Nullify (nosotros invertimos 2 puntos de maná y nuestro rival, 4) y tampoco salimos perdiendo en acciones, sí que recibimos una seria derrota en puntos de libro: Mind control cuesta la friolera de 6 puntos mientras que Nullify, sólo 2 (en el caso de un mago arcano, sólo 1). Por tanto, debemos estar seguros de que el encantamiento boca abajo no sea un Nullify. Para esto podemos utilizar un Seeking dispel y destruirlo o colocar cualquier otro encantamiento que no nos importe perder (por ejemplo, Decoy) ya que si es un Nullify, el rival está obligado a revelarlo. Otra opción es utilizar Enchantment transfusion para mover nuestro Mind control y evitar el Nullify. Como ya dije, Enchantment transfusion será otra de las cartas del mes, así que hablaremos de sus múltiples posibilidades en otra ocasión.

Hasta este momento, sólo hemos hablado de Mind control en su función más evidente. Pero hay una forma de aprovechar las reglas del juego para que esta carta cumpla otro cometido. Mind control se puede utilizar en combinación con un efecto que otorgue un coste de mantenimiento (como Morlok's obelisk o Essence drain) para destruir cualquier criatura del tablero. Al revelar Mind control, la criatura encantada pasa a nuestro bando, por lo que podemos elegir no pagar su coste de mantenimiento y dejarla morir antes de que nuestro rival disponga de tiempo para jugar su Dispel. Además, como somos propietarios de ambas cartas podemos decidir el orden en que queremos pagar los mantenimientos, por lo que elegiremos no pagar el de la criatura primero y así evitamos de pagar el del encantamiento. Utilizar Mind control de esta manera es una forma muy elegante y efectiva de eliminar una grave amenaza del tablero.

Esta estrategia funciona mucho mejor cuando el rival no se la espera. Si jugamos Morlok's obelisk una ronda antes del Mind control, un oponente astuto y/o que haya leído esta entrada puede escoger un Dispel como uno de sus hechizos del turno y reservarlo para jugarlo en la fase final de Quick cast porque Mind control debe revelarse antes de llegar a ese momento. Si así lo hace, habremos malgastado nuestro encantamiento y sufriremos un grave varapalo en cuanto a puntos de libro se refiere. 

Con motivo de las últimas FAQ publicadas en noviembre de 2013, esta vil estrategema ha dejado de ser válida. Ahora se debe pagar primero el mantenimiento de Mind control antes de pagar el de la criatura.

Quiero terminar la entrada aclarando una duda que suele aparecer muchas veces cuando se juega esta carta: ¿cuándo exactamente se puede revelar Mind control? La carta dice que se tiene que revelar entre fases de acción, por lo que podemos poner el encantamiento boca arriba en cualquiera de los siguientes momentos:

-Después de que finalice la primera fase de Quick cast y antes de que actúe la primera de las criaturas (antes de saber quién va a actuar).

-Después de que finalice la fase de acción de una criatura y antes de que actúe la siguiente.

-Después de que actúe la última criatura y antes de que empiece la segunda fase de Quick cast.

-Después de la segunda fase de Quick cast y antes de la siguiente.

En esencia, no se puede revelar cuando está actuando una criatura. Cualquier otro momento es válido para revelar este encantamiento.


Aquí finaliza la entrada de hoy. ¡Que os divirtáis manipulando las mentes ajenas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario